Planificar una multitarea

Cuando hablamos de multitarea, nos referimos a la capacidad que posee un individuo o un objeto de realizar diferentes tipos de actividades al mismo tiempo, no solo una después de la otra y volver a la que estaba antes, es hacerlas en el mismo espacio de tiempo.

En la actualidad, existen programas y algunos sistemas operativos que permiten el uso de varias funciones y varios procesos se ejecuten en el mismo espacio de tiempo, permitiendo hacer dos actividades simultáneamente.

Es decir, la multitarea es la capacidad de ejecutar dos o más tareas al mismo tiempo, esto aplica en varios ámbitos, como los informáticos, donde han creado ordenadores y sistemas que tienen esta característica.

Estos sistemas se han creado debido a la necesidad de realizar diferentes actividades por un mismo operador o por varios en un mismo tiempo, en las empresas y negocios o en otros ámbitos laborales son muy necesarios.

Esto se debe hacer de manera que todas las funciones ejecutadas no se interpongan con la otra, ni interfiera con el procesamiento de otra función, mas bien, el ordenador debe permitir que el operador saque provecho de todas las actividades.

Sin embargo, a veces los seres humanos nos vemos obligados a comportarnos como ordenadores o procesadores, que necesitan realizar varios trabajos a la vez, incluso en muchos casos hacer múltiples tareas se vuelve algo incluso necesario.

Esto se debe a que nuestro tiempo está limitado y las cosas que necesitamos hacer ocupan mucho más espacio dentro de nuestros límites y ocupan un tiempo extra del que poseemos. Sin embargo, Para poder realizar distintas tareas debemos ser organizados.

Cabe destacar que los trabajos multitareas pueden tener un efecto perjudicial a la persona que lo practique, tanto a largo como a corto plazo, debido a que puede causar un choque en las distintas áreas del cerebro. Por lo tanto, lo más recomendable es enfocarnos en una sola actividad.

Aunque quizás parezca difícil poner todas nuestras actividades en su debido tiempo y orden, es posible lograrlo si hacemos arreglos y organizamos cada una de ellas de manera que nos permitan completarlas en el tiempo debido y de manera eficaz.

De todos modos, en nuestra vida diaria, realizamos diversas actividades al mismo tiempo sin darnos cuenta, saber cuáles son y destacar el porqué podemos hacerlas, nos ayudará a organizarnos si llegamos a necesitar hacer dos tareas al mismo tiempo.

Como ya se mencionó, no todo tipo de actividad podemos realizarlas en el mismo espacio de tiempo, por eso, es importante determinar las áreas que nuestro cerebro utiliza para lograr funcionar adecuadamente al ejecutar ciertas tareas, esto permitirá hacer un análisis de las actividades que debemos hacer.

Conocer esto, nos ayudará también a saber qué actividad podemos realizar con otra y cuáles son las que debemos evitar para no llegar a tener un colapso mental, lo cual seria gravemente dañino a nuestro organismo y a nuestra propia mente. Por eso, es mejor, en lo posible, evitar hacer este tipo de actividad de manera frecuente.

Cómo planificar una multitareas

Para lograr cumplir con los requisitos de las tareas que vayamos a hacer necesitamos ser organizados, esto será necesario si nos vemos obligados a realizar dos o más tareas al mismo tiempo, planificarnos nos ayudará a no estresarnos gravemente.

Una de las cosas que debemos tomar en cuenta, es el tipo de actividad, trabajo o tarea que debamos realizar, por lo menos una de ellas debe pertenecer a lo que se le denomina memoria motora.

Esta memoria consiste en realizar actividades de acción p procedimiento, la misma debe ser una que sea común para nosotros, una acción aprendida, que hagamos automáticamente y por lo tanto no necesita tanta atención para un buen desempeño, como por ejemplo, comer o caminar.

Debemos tomar en cuenta, que cada actividad requiere un procesamiento del cerebro diferente, por lo tanto, es lógico que ambas cierto nivel de nuestra atención y enfoque para poder realizarla.

Una sugerencia muy útil para realizar trabajos simultáneamente, es que uno complemente al otro o mejor al otro, por ejemplo, es posible leer mientras se está escuchando música, pero no todo tipo de música.

La música clásica es ideal para tener una mayor comprensión de la lectura, sobre todo la música barroca. Esto se debe a que el proceso de comprensión que se activa al leer y al escuchar música instrumental se efectúa en dos partes diferentes del cerebro.

Es importante que la música que escuchamos sea solo instrumental, sin letras, ya que las letras de las canciones podrían desconcéntranos y realmente no la disfrutaríamos, ni siquiera podríamos disfrutar de la misma lectura.

Existen tareas que como se procesan en diferentes partes del cerebro, es posible realizar simultáneamente e incluso estas se hacen de manera cotidiana, como caminar o trotar mientras hablas con alguien o por teléfono.

Sin embargo, existen otras zonas del cerebro donde la multitarea no es muy agradable y puede causar un gran impacto negativo en nuestro organismo y nuestra propia mente, por lo tanto, lo mejor es evitar estas actividades.

Por ejemplo, si queremos leer varios libros al mismo tiempo, será muy difícil lograr retener la información y comprenderla, esto no nos beneficiará de ninguna manera, ni lograremos el objetivo deseado.

Esto se debe a que al leer sobre un tema y luego pasar a otro, hace que nuestra atención se pierda y se disperse, lo cual hace que la actividad del cerebro cambie bruscamente, por lo tanto no podremos retener mucha información en nuestra memoria.

Lo mismo ocurre si intentamos estudiar a la vez que oímos música con letra, o a la vez que vemos televisión, ambas actividades requieren el uso de la misma zona cerebral, en este caso el lenguaje.

Ocurre lo mismo cuando las actividades que vamos a realizar requieren de comunicación, como por ejemplo, entablar una conversación con alguien, mientras escribes un mensaje de texto.

Ambas actividades requieren de la misma área del cerebro, lo que ocasiona que estas entren en una división y conflicto, la mente intentara prestar más atención a una que a la otra por lo que será muy poco productivo.

Hacer varias tareas al mismo tiempo puede ser ventajoso con respecto al tiempo de culminación de la actividad, pero debemos tomar en cuenta que no somos computadoras que están diseñadas para poder realizar multitareas.

Debemos recordar que nuestro cerebro necesita ciertos segundos antes de enfocarse en una nueva actividad y otros más para volver a la anterior, por eso, lo mejor es realizar las actividades de forma secuencial y no ala vez.

Una forma de hacerlo es calculando el tiempo que te toma cada actividad y planificar un horario con algunos espacios de tiempos flexibles por si ocurre una dificultad, lo mismo puedes hacer con dos tareas simultaneas.

Puedes crear un horario donde en un mismo tiempo realices ambas actividades simultáneamente, estas actividades deben ser previamente analizadas y compaginarlas de manera que no se estorben una a la otra.

Es decir, que ambas no necesiten la misma actividad cerebral, si no que mas bien puedan realizarse sin ningún inconveniente y que no vaya a causar un choque dentro del mismo cerebro.

Cuando optamos por organizar nuestro trabajo, nos ahorraremos tiempo, lo cual permitirá que nuestras actividades sean más ligeras y no tengamos que acudir a realizar dos tareas a la vez.

Tener de manera organizada una agenda, el calendario, actividades entre otras cosas, te ayudará a darle prioridad a las actividades más importantes y sacar provecho de todas ellas a su debido tiempo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here